This is a print version of story Mi comienzo 7 by bloodyhugo from xHamster.com

Mi comienzo 7


CAPITULO 7
Lentamente mis encuentros con Jorge se volvieron más esporádicos, cada vez que nos encontrábamos ambos disfrutábamos al máximo pero ya no era lo mismo. Yo había llegado a la conclusión que no le pertenecía ni él a mí, que solamente era una cuestión de dar y recibir placer.
A Miguel nunca volví a verlo en esa época. Yo tenía aun su número telefónico pero en ningún momento se me ocurrió volver a llamarlo, aunque a veces mi culo lo extrañaba.
Volví a dedicarme a mis estudios, no con demasiado entusiasmo, y a los deportes. Varios meses después de mis anteriores andanzas, como había ahorrado parte de los regalos que Jorge nunca dejo de hacerme, me decidí a tomarme unas vacaciones de fin de semana largo. Un viernes casi a la medianoche me embarque en un autobús, con el firme propósito de dormir las 8 horas que iba a durar el viaje. Como era habitual cuando había un fin de semana largo, el autobús estaba repleto. Yo tenía un asiento de ventanilla en la parte de atrás y poco antes que se cerraran las puertas subió la persona que se dirigió al único asiento vacío que estaba junto a mí. Media hora después de haber partido apagaron las luces del interior del bus y me prepare a dormir el resto del viaje. No cambiamos palabra con mi compañero de asiento. Cuando subió lo mire por curiosidad, era un señor bastante mayor, muy bien vestido que se veía aun muy ágil. Ambos nos saludamos y cada uno se dedico a sus pensamientos.
No sé cuánto tiempo habría transcurrido cuando algo me despertó. Mi vecino de asiento estaba sentado de costado en su asiento de frente hacia mí, su cabeza prácticamente en mi hombro y una de sus manos sobre mi pene que al parecer se había despertado bastante antes que su dueño. Tratando de no despertar al hombre le aparte la mano y trate de conciliar nuevamente el sueño. Cuando volví a despertarme ya no tuve dudas que la mano no había sido algo involuntario de una persona dormida. Nuevamente me estaba agarrando el miembro y acariciándolo expertamente. Al mismo tiempo me había metido una mano por detrás en el pantalón y estaba avanzando hacia mi culo. Cuando lo mire, estaba bien despierto y disfrutando el momento. Acerco su boca a mi oído y me dijo “tranquilo, se que te va a gustar…” y procedió a meterme la lengua por la oreja. Que me estaba gustando no había duda alguna, el tenia la prueba en su mano. Yo me afloje el cinturón y me acomode para dejar paso a sus dedos hacia mi culo y empecé a acariciar su miembro a través del pantalón. Súbitamente se comenzaron a encender las luces del interior del bus y el conductor anuncio que haríamos una parada para ir a comer e ir al baño. Toda la gente comenzó a descender, nosotros entre los últimos, algunos en dirección al bar y la mayoría en dirección a los servicios. Nosotros nos quedamos esperando y entramos al baño cuando nos pareció que ya no quedaba nadie. El se metió a uno de los cubículos conmigo y me metió mano por todos lados. Después me dijo que si bien le encantaría hacer algo mas conmigo, no podía soportar ese lugar, que por qué, ya que íbamos al mismo sitio, no esperábamos, aprovechábamos para conocernos mejor durante el resto del viaje y disfrutábamos de nuestra nueva amistad al llegar. Por supuesto que me pareció muy buena la idea.

Después de tomar algo y estirar las piernas, nos dirigimos de nuevo a nuestros asientos. Una vez reanudado el viaje y con las luces apagadas, mi nuevo amigo me hizo poner una chaqueta que llevaba sobre las piernas, tapando su mano que muy pronto había sacado mi pene y se dedicaba a acariciarlo. Yo lo contemplaba y estoy seguro que, de no haber tanta gente alrededor, allí mismo me lo hubiera chupado hasta dejarme vacio. Evidentemente el también tenía sus propios planes, pues nunca trato de hacerme acabar allí, siempre se detenía cuando notaba que empezaba a crecer. Después de algún tiempo, me pregunto (para beneficio de quien pudiera estar despierto en los alrededores) si me m*****aría cambiar de asiento con él, que siempre le fascinaba el amanecer durante este último tramo del viaje. Por supuesto que amablemente accedí. Por supuesto, la chaqueta fue también parte del intercambio y yo dedique mi interés a su miembro que, a pesar de la edad de su dueño, estaba firme y listo para todo. Yo también solo me dedique a juguetear con él, confiando en tener pronto la oportunidad para llegar a mayores.
Finalmente comenzó a amanecer, el resto de los pasajeros también comenzó a volver a la vida, y nosotros nos arreglamos nuestras ropas y volvimos a ser personas normales. Al llegar a la terminal de buses tome mi bolso con la ropa que traía y descendí. Cuando mi compañero de asiento bajo, fui hacia él como para despedirme. Cuando le di la mano, directamente la tomo y me pregunto dónde me iba a quedar. Le conteste que aun no tenía nada definitivo, que me habían dado las direcciones de algunos hotelitos baratos y que iba a comenzar a buscar. Tomas (en algún momento nos habíamos presentado) sonrió y me dijo que tenía un departamento bastante cerca del mar y que había suficiente espacio para poder alojarme, que podría ser que hubiera algunos amigos suyos instalados allí, pero que eso no representaba ninguna complicación.
Naturalmente que acepte. Nos dirigimos a la fila de los taxis y cuando subimos a uno Tomas le dio la dirección y allá fuimos.
Llegamos a un edificio que daba directamente a la playa. Tomas pago al taxista y con nuestro equipaje (únicamente de mano) entramos. Su departamento estaba en uno de los últimos pisos. Al entrar vi que había ropa tirada sobre un sofá y deduje que estaban ya otras personas. Tomas se rio y me dijo, ves, mis amigos que tienen llave vienen cuando quieren y sin avisar, veamos de quien se trata.
Primero entramos en un dormitorio enorme, todo alfombrado de negro, con un gran ventanal que daba al mar. La cama era espectacularmente grande. Tomas dejo sus cosas frente a un closet y me dijo que dejara las mías allí mismo. Y me llevo con él a explorar. Sin golpear, entro al siguiente dormitorio y en una cama aproximadamente del mismo tamaño de la de Tomas, nos encontramos con un hombre más o menos de la edad de Tomas, desnudo y en cuatro patas mientras era cogido por un muchacho o de mi edad o incluso menor. El muchacho se sobresalto, pero creo que en ese momento estaba acabando y no se detuvo. Nosotros nos quedamos mirando en silencio, yo un poco asombrado pero cuando vi la expresión de Tomas deje de preocuparme. Finalmente se desplomaron y el hombre (después supe que se llamaba Juan Carlos) le dijo a Tomas “podrías haber tardado un poco más, del susto acabo antes de tiempo!” Tomas le dijo que no se preocupara, que estaba seguro que JC estaba capacitado para conseguir una repetición. A todo esto, mientras estábamos parados allí, una mano se había metido por detrás en mi pantalón y un dedo jugueteaba ya con mi culo. JC vio el bulto que se había formado en mi pantalón y nos dijo que, o nos íbamos a otro dormitorio o nos desnudábamos y compartíamos la diversión con ellos.
Tomas opto por irnos, aunque personalmente no me hubiera m*****ado participar de la fiesta. Volvimos al primer dormitorio y cerrando la puerta detrás nuestro (no se tomo la m*****ia de pasar llave) Tomas me rodeo con sus brazos y me planto un beso en toda la boca. Inmediatamente le respondí y le metí la lengua. Comenzamos a desnudarnos, nos acostamos y Tomas por fin pudo hacer lo que venía anhelando toda la noche: Mamármelo. Recuerden que yo había tenido muy buenas enseñanzas con Jorge, pero Tomas no se quedaba atrás. Cuando me di cuenta que estaba contemplando toda la acción en el espejo en el techo (antes no me había dado cuenta) empecé a disfrutarlo más. Pero yo también quería algo mas y empecé a moverme lateralmente en la cama, sin que Tomas tuviera que soltar su premio. Cuando finalmente mi cabeza llego a la altura de su ingle, no me costó mucho esfuerzo hacerle pasar una pierna por sobre mi cabeza, para apoderarme de su erección. Hacia tanto que no tenía un 69! Cuando acabe finalmente en su boca prácticamente no deje de mamar. Y Tomas, después de haber tragado hasta la última gota, siguió con su lengua y labios, no tardando en tenérmelo duro de vuelta. Cuando estuvo satisfecho del estado en que se encontraba, lo único que me dijo fue métemelo. No me hice rogar, le hice dar vuelta y ponerse una almohada bajo las nalgas. Separándole las piernas le empecé a comer el culo, metiéndole la lengua, lubricándoselo. El ya no podía aguantar mucho mas, se tomo las piernas levantándolas y me dijo cógeme! Así que eso hice. Lo penetre casi sin esfuerzo, y comencé a menearme para tratar de meterle algún trocito mas. A pesar de haberle acabado ya en la boca, su culo se adaptaba tan bien a mi miembro que no tarde en acelerar mis movimientos. El había puesto sus piernas sobre mis hombros y una de sus manos me pellizcaba las tetillas mientras la otra me apretaba los huevos. Y ya no me pude contener, acabe explosivamente en su culo y seguí y seguí, hasta que unos aplausos me hicieron darme cuenta que allí estaba JC desnudo y con una tremenda erección y una sonrisa de oreja a oreja.
Yo no le hice mucho caso, estaba tratando de recuperar el habla, pero lentamente me salí del culo de
Tomas y nos desplomamos en la cama. Tomas dándome la espalda y poniéndonos en posición cuchara, para apoderarse de mi semi flácido miembro para tenerlo entre sus muslos. JC me sorprendió viniendo a la cama con nosotros. Hasta Tomas quedo sorprendido pero JC le explico que el muchacho se había asustado y había querido irse., que JC le había dado algo de dinero, pero como era una relación de una noche que había levantado en un bar, no había problema en ese sentido. Lo único que JC tenía que reclamar era que se había quedado a medio polvo y cómo íbamos a arreglar eso? Tomas le dijo que no se preocupe, que no tenía dudas que yo estaba en condiciones de satisfacer todas las necesidades.
La conversación me estaba haciendo sentir que Tomas no se equivocaba, porque mi pene estaba entre sus muslos totalmente duro. Juan Carlos se ubico a mis espaldas en la misma posición, pero su miembro no se quedo entre mis muslos sino que empezó a buscar su lugar dentro de mi culo. Y sin lubricación alguna, hice todo el esfuerzo para que pudiera penetrarme. Al mismo tiempo acomode mi miembro en el culo de Tomas, que estaba aun lubricado por mi semen y se lo metí hasta el fondo. Rápidamente nos acoplamos en nuestros movimientos, funcionando como si fuéramos uno solo. Cada embestida de Juan Carlos se correspondía con mi embestida al culo de Tomas. Finalmente note que Juan Carlos iba a acabar y acelere mis movimientos. Me gustaría decir que fue un orgasmo único, que acabamos al mismo tiempo, pero creo que eso solo en las películas… pero me lleno el culo de leche y se achico en seguida y se salió mientras yo seguía las arremetidas en el culo de Tomas. Finalmente me vine dentro de un Tomas que no paraba de pedir más.
Considerando que de todos los presentes el único que no había acabado debidamente en toda la mañana era Tomas, me salí lentamente dejando su culo chorreando leche y comencé a mamárselo. Esto lo volvió aun más loco, me agarraba las orejas tratando de metérmelo más profundo, a pesar que para eso no necesitaba estimulo alguno. JC trato de unirse a la diversión pero yo no estaba dispuesto a soltar mi premio por haber sido tan buen muchacho. Así que cambio de lugar y se metió mi miembro en la boca, pasando la lengua por cada rincón y pliegue, al mismo tiempo que me metía unos dedos en el culo, refregando la leche que brotaba. Para mí mismo pensé que, si se me llegaba a parar de vuelta, íbamos a tener un problema porque era seguro que cada uno querría ser el beneficiado. A su vez Tomas se apodero del pene de su amigo y comenzó a chupárselo también, terminamos haciendo una cadena humana, los tres entrelazados, hasta que finalmente mi boca logro su cometido y Tomas comenzó a descargar su caliente leche en mi garganta y boca, que yo trague con entusiasmo.
Quedamos extenuados. El primero que recupero el habla fue Tomas, para decirme que de ninguna forma me iba a dejar irme de allí mientras duraran mis vacaciones, a lo cual JC asintió con entusiasmo.
Y así fue como comenzaron mis vacaciones…. Con bastantes aventuras que espero contarles pronto,


Story URL: http://xhamster.com/user/bloodyhugo/posts/26027.html