This is a print version of story La compañera de piso de mi novia by Kurono27 from xHamster.com

La compañera de piso de mi novia

Buenas gente, aquí ando otra vez contando mas experiencias, la verdad es que de experiencias sexuales no me puedo quejar.
Pues comienzo explicando la cosa, resulta que a los 3 años de estar con mi pareja, ella se fue a trabajar un año fuera, encontró un piso con otra chica a la que no conocía, yo empecé a hacerla visitas de fines de semana y conocí a su compañera, no era la chica mas atractiva que he conocido, pero tenía su encanto, un pelin rellenita, un culo algo grande, sin llegar a ser gordo, lo mismo sus piernas, eran de esas piernas grandes pero que te vuelven loco, y tenía unas tetas bien grandes y apetitosas, siempre acompañadas con un buen escote.
Pues hará cosa de 5 meses despues de ir allí la primera vez, era un viernes y yo había llegado al piso despues de media hora buscando aparcamiento, era ya de noche y mi novia estaba sola esa noche, eso pensaba yo, no había nadie mas en el piso esa vez, cenamos, vimos una peli y nos acostamos, no había muchas ganas de sexo esa noche por lo que me hizo una paja y yo la hice correrse con los dedos y a dormir.
A eso de las 9 se levantó para arreglarse he irse al trabajo y yo me quede durmiendo mas tiempo. Sobre las 11 de la mañana algo me despertó que en ese momento no sabía de que se trataba, pero segundos después empiezo a oír gemidos, poco despues se convierten en gritos de placer y cuando oigo un :"¡¡Si, si, si!", reconozco la voz de la compañera de piso, así que me quedé que no sabía donde meterme, los ruidos venían de su habitación que se encontraba en frente de donde estaba, había venido con su novio a dormir a casa y nosotros pensábamos que dormiría fuera. Yo en ese momento tenía una sed de caballo, pero no me atrevía a salir de la habitación y hacer ruido y que se enterasen de que estaba por ahí deambulando mientras ellos se estaban marcando un polvo de los que hacen época. Llegó un momento en el que la mezcla de sus gemidos, el ruido de los muelles de la cama, cada vez mas fuertes, que empece a imaginarme que su novio se la estaba follando salvajemente, y entonces comencé a empalmarme, me empecé a poner muy cachondo y con ganas de sacarme la polla y hacerme una paja de las buenas, pero me contuve, fue entonces cuando la oi decir entre gemidos: "Por detrás", seguido segundos despues por un leve chillido y mas gemidos, en ese momento no sabía que hacer ni donde meterme, por suerte la cosa paró antes de caer en la tentación. Minutos mas tarde oí pasos que se dirigían a la puerta y luego como esta se abría y cerraba para volver a oír mas pasos que se alejaban hasta el portal.
Al no volver a oir ni un solo ruido por la casa deduje que se habían ido los dos, entonces respiré aliviado y sali escopetado a la cocina para beber agua ya que no aguantaba mas. Despues de beber 2 vasos, me empezó a latir el corazón a mil al oír pasos que se dirigían hacia donde yo estaba, en ese momento dije: "Mierda", de espaldas a la puerta oí como esta se abría, me di la vuelta y ahí la vi, con un pijama negro que mas bien parecía un picardías, enseñando esas piernas ricas y ese escote, me pone muy cachondo una chica blanca de piel con un vestido negro, y ella tenía la piel blanca y el "picardías" negro. Me miró y la cara que se la quedó no podría describirla y lo único que me dijo es: "Anda, no sabía que venías este finde" y yo la respondo todo cortado: "Si, llegué anoche y me acabo de despertar ahora mismo a beber agua, pero me vuelvo a la cama que todavía tengo mas sueño (riéndome)" y ella me contesta: "Pues tengo café hecho por si quieres tomarte uno luego" y yo voy y la digo : "Pues igual me le tomo ahora" y me dice: "Vale, me tomo uno contigo", solo me decía a mi mismo :"Tonto, tonto , tonto", se sentó enfrente mio y comenzamos una charla de lo mas normal, que que tal el trabajo, que tal al semana, que tal no se que...., yo hablaba pero cada vez que ella no me miraba aprovechaba para contemplar esos pechos, que despues de fijarme mas vi que no llevaba sujetador debajo. Terminó su cafe y se levanto a llevarlo al fregadero, que estaba detras mio, se dio la vuelta y poso su mano sobre mi hombro y despues sus dos codos sobre ellos y me preguntó: "¿Nos has oído, no?", y claro la respondo: "Si, pero no pienso cosas malas, es lo mas normal del mundo", y me hace otra pregunta: "¿Te has excitado?", yo con el corazón a mil otra vez: "No mujer, yo tengo a mi novia para excitarme", y me contradice a la vez que me da un golpecito en la entrepierna: "Venga, no seas mentiroso, se te ha puesto durita, eh?" yo me quedé blanco y no me salían palabras, entonces ella se sienta en mi pierna enfrente mio, con su entrepierna sobre mi muslo y sus brazos rodeándome el cuello, no pudé reaccionar, mas bien me quedé paralizado, ella comenzaba asobarme la entrepierna con su rodilla y muslo, y la digo: "Joder, que tienes novio y yo novia, vamos a parar" y me dice ya con su mano restregandome la polla: "Bueno si esto es una tontería que no se van a enterar". Entonces me baja el pantalon del pijama con el calzoncillo incluido y comienza a tocarmela para despues bajar su cabeza y llevarsela a a boca, en cosa de segundos ya tenía la polla mas dura que las patas de la silla sobre la que estaba sentado, me dije a mi mismo : "A la mierda" y la empecé a masajear las tetas mientras ella chupaba y chupaba, yo la agarraba tambien el culo note que llevaba tanga, y la sensación de tocar ese culo era única. Cada vez chupaba mas y mas rápido mientras con una mano me acariciaba los testículos, la dije que me corría ya y entonces saco su boca, cogió una servilleta de papel que había sobre la mesa y me terminó con la mano, limpiando todo con la servilleta, casi me caigo de la silla de los temblores al correrme, me miró y sonrió , me pregunto que si me había gustaco y y ola respondí: "Mucho, ahora toca al reves", ella volvió a sonreir y se sentó en la silla, la saque las tetas del escote y se las empecé a chupar salvajemente mientras la frotaba el coño con mis dedos, la mordía los pezones y al meter mis dedos por debajo del tanga noté que lo tenía totalmente depilado, la quité el tanga y baje a su coño, y cmoencé a comérselo mientras agarraba sus tetas, ella gemía y me decía: "Si, si, que bien, no pares", al poco rato se corrío y mientras aproveche para lamer y chupar esos muslos que me volvían loco.
Una vez terminamos la dije: "Voy a ducharme2 y me responde yo me voy a tumbar a la cama un rato", me duché y fui a hacer unas compras y a buscar a mi novia al trabajo, nunca mas volvimos a hablar de lo que ocurrió y la cosa quedó ahí ya que mi novia se volvió y hace ya 3 años que no veo a su excompañera, ahora solo me queda una cosa en la cabeza y es, como me gustaría habérmela follado ese día.

Bueno aquí termina una historia mas, gracias a los que leeis y ptonto volveré con otra historia digna de contar


Story URL: http://xhamster.com/user/Kurono27/posts/126382.html