El balcón de la casa de al lado

Otra noche más con la frígida de mi mujer. Para colmo hace días que a Josefina no la localizo y tengo la polla que me revienta.
Me preparé un café nexpresso aquel domingo a las 9 de la mañana y me lo tomé en la terraza adyacente a la cocina que cerramos.

La última vez que hice algo fue hace 3 semanas que invité a una compañera, a Luz Piedad, le enseñé un armario que reciclé y es una auténtica obra de arte.

De color pardo, marrón flojo, y con unas baldas rojas interiores, estaba muy curioso.

Mi mujer trabajaba ese día y se iba a la capital a comer con unas amigas.

Luz Piedad me pone a 100, esa cara enigmática, ese cuerpo tan cuidado, y saber que está separada, me enteré por un compañero de Logística.

Preparamos la comida, algo ligero de barbacoa, le hizo ilusión, y como hacía sol se puso en bikini y yo en bañador corto, y era un suplicio mantener la polla quieta.

Preparamos café y tras tomarlo apareció mi vecina en el balcón, entonces le propuse a luz Piedad bañarnos en porretas en la piscina, y cual fue la sorpresa cuando me dijo que tenía la regla, que llevaba tampón y se bañaría con pantaloncito , pero que yo me lo podía quitar.

Tengo la polla pequeña, de 11 cms, pero se me pone dura de cojones y aguanto mucho la erección.

Me quité el bañador y ella me dijo, que bonita, que pequeñita.

Me quedé cortado, pero se me acercó, se me arrodilló y me la chupó.

Mi vercina se quedó de piedra, pero no paraba de miorarla mientras me la chupaba
y al cabo de 10 minutos, sí, deigo bien, 1o minutos de chuparla se levantó, se quitó el pantalón, se aplicó crema en el ano, crema solar, y me dijo que me pusiera un condón de su bolsa.

Eran condones largos y la polla me bailaba en el condón, y me dijo que por fin le iban a dafr por el culo, por el orto, porque sus dos amigos que ve en ocasiones calzan unos pollones curiosos.

Bueno, fue una follada criminal, me quité el condón al acabar y me la chupó y se tragó el semen.

Pues esta mañana tras beber el café, la vecina salió, me puse unas bragas que marcara mi poco pene, bajé a la piscina, me tumbé y me empecé a hacerme una paja mientras ella me miraba, se soltó una teta y se acarició el pezón.

Fue una paja increible.
A tiempo de acabar, salió del balcón de la mari su marido el sanchez salcedo, una bestia parda, mientras de la cañadillas de la polla barboteaba el resultado del pajote.

La paja me la empecé a hacer a las 10:05 am del 02/07/11.
Acabo de escribir a las 10:44































45% (2/2)
 
Categories: MasturbationVoyeur
Posted by pepitadelregas
3 years ago    Views: 503
Comments
Reply for:
Reply text
Please login or register to post comments.
No comments