Nina Cap. XII

Hola mis amigos y amigas, espero que no se hayan desesperado por mí ya que he tenido que estar muy ocupada de mi vida personal y sexual. Esta historia que hoy les relatare está muy intensa ya que es cuando estoy a punto de aceptar mi matrimonio con Chuck y se desata una cadena de deseos sexual por creer que pierdo mi libertad, sin conocer lo que me esperaba en el futuro ya que no conocía muy bien el apetito sexual de Chuck, que era muy parecido al mío.

Era ya Diciembre y las clases de la universidad se ponían muy tediosas al mismo tiempo que el frío era insoportable en las aulas y como siempre me había gustado estar sin ropa interior esto se ponía un poco incómodo, al mismo tiempo que aburrido y sin esperanzas de poder tener ninguna satisfacción sexual ya que el hecho de estar comprometida con alguien el respeto se debía y por otra parte yo lo creía justo, más sin embargo los deseos de satisfacerme estaban latentes y no podía esconder mis ganas de poder tener una cogida kilométrica para que me aguantara todo el tiempo que tenía según yo que estar fiel a mi prometido, solo podía masturbarme todo el tiempo que podía y en esta es que una parte de mi historia se lleva acabo cuando un día de esos que el frío había dejado que el sol calentara un poco y que no había que vestirse tanto aproveche para ponerme un poco cómoda y dejar la ropa interior en casa, con una falda no muy corta llegue a clases este día y sin ninguna maldad me senté en la primera línea de asientos para recibir una clase de suelos y materiales para construcción con un profesor que era de lo más aburrido, cuando no estaba poniendo atención por estar platicando con mi compañero que estaba muy guapo por cierto, entro el profesor sustituto, un hombre de cómo unos treinta años de edad muy bien vestido y con un cuerpo atlético que se podía planchar mi ropa en sus abdominales, estaría dando la clase por los próximos días ya que el profesor anterior tenía una indisposición física, esto se ponía interesante ya que el hombre llamaba la atención a todas y lo mejor de todo es que era soltero, yo me dispuse desde el primer día en llamar su atención fuera como fuera solo para calentarlo y poder tener un juego sexual y poder masturbarme con algo nuevo y morboso ; Mas tardo Bob, su nombre, en tomar posesión de su asiento que yo en maniobrar mi falda para enseñarle un poco pierna y si se ponía atento quien sabe, podía ver mi nalga también a lo que no perdido mucho tiempo sus ojos en encontrar mis piernas desnudas y semiabiertas para poder ver mi nalguitas que estaban en una posición muy favorable para ser admiradas ; El profesor. no podía dejar de verme y se sonreía con cara de picardía como tratando de decirme que se me podía ver todo y yo sin poner mucha atención me hacia la que no era conmigo y seguía mi curso en clase, la verdad que yo no quería tener sexo con él ni con nadie, solo quería excitare para poder masturbarme y tener un poco de diversión a costillas de él y mientras pasaba más el tiempo más me excitaba y más me sentía con ganas de poder masturbarme en esos momentos y como ya me conocen no me importo quien o que pasara después.

Tomé posición en mi asiento con mi cuerpo un poco descolgado en la silla y recostada ligeramente con mi mano entre mis piernas muy delicadamente para no despertar sospechas entre mis compañeros comencé a suavemente a tocarme mis piernas y muy lentamente subiendo mi mano dentro de mi falda hasta llegar a mi coño que ya estaba muy mojado de las ganas de poder satisfacerme y con el dedo índice llegue hasta mí ya despierto e inflamado clítoris, con movimientos suaves y ligeros me masturbaba haciendo que mi cuerpo se llenara de escalofríos y de excitación sexual sin importar quién podría ver lo que hacía, de vez en cuando miraba sobre mis hombros para ver si alguien lo notaba y poder disimular un poco pero nadie se percataba de lo que yo hacía solo mi querido profesor que con nerviosismo en su garganta se podía ver que tragaba saliva y su respiración era muy acelerada a lo que a mí me éxito ver su excitación y dándole un movimiento a mis piernas logre que la falda se levantara hasta casi mis caderas dejando expuesto a su vista mi coño con mis dedos en el a lo que con ellos separaba mis labios con y dejaba a la vista la entrada de mi vagina solo para él y entre más separaba mis piernas más se podía ver mi dentro de mi coño, volteando una vez más para chequear el ambiente y dándome cuenta que nadie se percataba dispuse bajar mi otra mano para poder meterme un dedo dentro de mi coño mientras los dedos de la otra mantenían mis labios muy separados dándome el libre acceso a mi abertura vaginal llevando me a un excelente orgasmo que sacudió mi cuerpo con pequeños movimientos que semejaban a los de un escalofrío.

Esto continuo por muchas veces en clase y ya mi compañero se había percatado de mi juego y yo ya le había comentado de lo que hacía mientras el daba su clase, era excelente tener a un compinche de alero en mis maldades ya que este resulto ser gay o maricón y sabía que podía confiar en él, en muchas ocasiones estudiamos juntos y el pasaba la noche en mi casa y en mi habitación a lo que en muchas veces resultaba excelente para masturbarme con él frente a mí y eso me excitaba a lo que un día salió de él la pregunta que si a mí no me gustaría bailar en algún lugar que las chicas se desnudan, le contesté que un día lo había hecho como diversión y que siempre me había llamado la atención pero que me daba un poco de miedo por todas las historias que se escuchaban en estos antros de sexo, no te preocupes pues soy muy amigo de un dueño de estos lugares y si te llama la atención te puedo hacer que él te de un chance para que pruebes una semana ok. Bueno suena interesante le contesté, y así quedó. Semanas tuve la noticia que Chuck estaría visitándome y que se quedaría conmigo una semana, me dio tanta alegría ya que tendría sexo hasta que mi coño se me cayera de mis piernas.

El día llego y con él la noche a la que salimos con Bob a tomar unos tragos en un lugar de Georgetown, como a la media noche ya estábamos borrachos los tres cuando pasamos por un lugar de desnudos y Bob me dice, Nina aquí está tu oportunidad y Chuck me mira y dice que estábamos hablando y Bob le contó lo que habíamos hablado, mi sorpresa fue cuando Chuck me vio y dijo que le excitaría mucho verme bailar frente a todos los hombres y poco a poco me convencieron que estaría bien y que nada me pasaría, yo en mis adentro ya había hecho mi decisión de hacerlo, solo quería que les costara un poco ya que había visto su interés de verme desnuda y bailar, accedí y entramos al lugar, este se llamaba Goodguys y ya adentro platicamos con el dueño del lugar a lo que accedió inmediatamente y llamo a una de las chicas que ya bailaba y poco a poco en unos minutos me dio todos los tips para hacer un buen show poder quitarme el nerviosismo, tomando una copa de más hicieron el anuncio por los parlantes y salí bailando con la ropa que llevaba puesta y al ritmo de la música me empecé a desnudar, solo podía ver mi reflejo en un espejo ya que las luces eran muy brillantes y no permitían mucho ver al público y tomando esto en mi ventaja el nerviosismo se fue y me puse a pensar que estaba bailando para mis amigos y esto hizo que me pusiera muy caliente y muy ligeramente desenfrenada en mi actuación haciendo movimientos sexuales y tocándome el cuerpo, mis tetillas y mi coño de vez en cuando y cuando me acostaba en el suelo y me abría las piernas para que se viera mi cuerpo entero y completo solo podía escuchar los gritos de los hombres y los aplausos haciendo que mi coño se humedeciera con mis jugos vaginales y dejando caer del mi lubricación, que se reflejaba en mi coño haciéndolo brillante a la luz ya que no tenía un solo pelo vaginal, al momento de tocarme el coño sentí como había mojado y esto me éxito tanto como nunca, al terminar las tres canciones que me habían dado la gente pidió que se me dejara otro momento más a lo que el dueño accedió y permitió que me pusiera una liga para que el tiempo me fuera remunerado y cuando yo me acercaba a los hombres en la pasarela estos me ponían dinero en mi liga y aprovechaban a tocarme un poco a lo que no me m*****aba ya que no era permitido, cuando en la pista de baile estaba y una mano me empezó a acariciar las piernas para ponerme un billete me percate que era el profesor y con una sonrisa me dijo que cuando yo estuviera disponible el también y como eran las reglas de la universidad que un docente no podía cortejar a un alumno, pero bueno al fin las reglas no me incluían a mí, siendo como soy.

Salimos esa noche de ese lugar muy satisfechos y yo muy caliente con más de quinientos dólares en mi bolsa y con unas ganas de coger insoportables al punto que Bob tubo que manejar de regreso y Chuck y yo nos metimos en el asiento trasero de la SUV tirando los asientos en la parte de cama y cogimos la primera vez como degenerados sexuales frente a Bob quien miraba de reojo por el retrovisor la gran erección de Chuck que cuando está totalmente erecto es muy bien dotado de sus cualidades.

Llegando a casa nos quedamos en la sala y Bob con nosotros tomando una botella de tequila al punto de quedar bien borrachos del tequila, como a las tres de la mad**gada las cosa se pusieron muy interesantes ya que estábamos jugando quarters en un vaso y el que perdía se tenía que tomar el trago y perdía una artículo de ropa, hasta que todos estábamos desnudos y sabiendo yo que Bob era marica se me ocurrió que pasaría con Chuck cuando este se percatara de Bob, bueno no le di importancia y continuamos con el juego que se ponía más y más caliente al punto que Chuck dice, ok, el que pierda hoy este turno tendrá que hacer una acción sexual frente a los demás, cual es, dije, tendrá que masturbarse con algo de la casa, ok, . Y perdió Chuck, hahahaha, hoy te toca a ti homeboy y el tomo una banana del refrigerador y la pelo con mucho cuidado y la puso en su pene y con esto se masturbo por más de dos minutos que era el tiempo dado, Bob y yo estábamos calientes y ambos queríamos sexo y cuando perdí en la siguiente ves tome en mis manos el pene de Bob que estaba casi por explotar y Chuck me vio con ojos de locura y le dije, lo que hubiera en la casa verdad, bueno, esto es lo que hay, y Bob no podía creer lo que estaba haciendo y sin mucha explicación me senté en el pene de Bob por más de un minuto y me lo saque dejándoselo todo lubricado de mis jugos y Chuck me dijo ¿te gustó eso verdad?, bueno, si me gustó y mucho, ¿te gustaría hacerlo otra vez? y le contesté que si pero no con Bob ya que él era gay, ¿QUE EL ES QUE?, si, él es gay, bueno que bueno es saberlo así me cuido mi trasero cuando este cerca de él; La noche pasó y cogimos juntos como siempre lo hacíamos cuando nos mirábamos y el tiempo paso tan rápido que él se marchó otra vez más y nos despedimos dejando en claro que yo era de él y él era mío y que muy pronto él se graduaría de piloto y nos casaríamos y mucho se habló de todo lo que pasaría en nuestras vidas al punto que nos dimos cuenta de nuestras necesidades sexuales y que éramos iguales con las mismas necesidades y que teníamos los mismos gustos sexual y morbosos, tanto que me dijo que yo podía acostarme con quien yo quisiera siempre y cuando se lo comunicara a él y el estar con conocimiento de lo que estaba pasando.

Aquí comienza lo bueno, con permiso de destrozar al mundo y cualquiera que yo quisiera...
Un día después de salir de compras, eran tiempos de clima cálido y no hacía frío era ya tiempo de aprovechar las condiciones del clima y ponerme en ropas más comprometedoras así que en una tienda de ropas emprendí mi búsqueda de la presa y me cambie de ropas poniéndome una blusa sin ropa interior semitransparente que cuando la brisa del aire me tocaba y la blusa se me pegaba al cuerpo se podía ver bien mis pezones erectos por la picardía de lo que hacía, una minifalda sin calzones que si alguien se ponía tras de mi podía sin ningún esfuerzo penetrarme la concha de lo pequeña que era y entonces salí a las calles de Washington, me encanta poder dominar las situaciones y poder dirigir lo que va a pasar y es cuando en mi auto que entonces tenía que papá me regalo un convertible GMC muy precioso descapotable, me dirigí a casa de mi buen amigo Bob y cuando en la ínter estatal 395 que conduce a Virginia un semi-truck se me puso junto a mí y el conductor del camión podía muy bien verme desde la parta alta y ustedes que creen, me subí la faldita para poder jugar con este hombre y cuando me pudo ver el coño armo una pitazo con su claxon y se puso a hablar por su radio de CB, más tarde yo en empezar a meterme los dedos en mi coño que todos los camiones de la zona en rodear mi auto y yo continuaba sin ninguna prisa y con mi coño al aire mi mini hasta mi cintura mis nalgas peladas en el puro asiento del auto, era como volar.

Esa noche salimos con Bob a tomar unas copas y cuando regresábamos a casa le pedí que si me acompañaba al lugar de desnudos que me sentía como para bailar desnuda y quería seducir a unos cuantos muchachos, el sin mucho que decir acepto y con eso nos dirigimos al club, al llegar encontré a la chica que semanas antes me había dado los consejos y me preguntó que estaba de regreso para un show y que si quería hacer uno junto con ella al mismo tiempo, por supuesto que sí, le contesté, y entramos a los vestidores y me presto un bikini tan pero tan chico que se me incrustaba en mi culo y coño con una blusa que era solo lo suficiente para taparme las tetas con unos zapatos con unos tacones que si me caigo me quiebro mi culito ; Salimos al son de la canción pretty woman y empezamos a bailar cuando ella me empezó a desvestir sentí una sensación de confortabilidad y de responder a su atención que yo la empecé a desvestir y las dos al mismo tiempo nos quitamos las ropas nos tocamos en público tan sensual que todo el mundo no decía nada solo se podía escuchar la música y sonar de los grillos de tan intenso que el show se ponía y de lo sexual, las dos en el suelo de la pasarela desnudas acariciándonos mutuamente cuando sentí sus dedos suavemente tocar la parte exterior de mi coño obligándome a separar mis piernas y darle toda la entrada y paso a lo que ella quisiera hacer conmigo, un sentimiento caliente lleno mis pezones al darme cuenta que ella estaba mamándome los pezones esto hizo que mi cuerpo se arqueara del placer y más cuando sus dedos penetraron mi coño ya húmedo por la excitación, no tenía más remedio que devolveré el favor con mis manos penetre su concha y mame sus tetas, quiero hacerles saber que es una experiencia tan rica que me gustó mucho al punto que esa noche salimos a casa con Bob y con Stacey a continuar nuestro sesión de amor fue la primera vez que mame concha y bese a otra mujer que excelente el sentir como otra mujer me acariciaba mi interior y como se sentía otra concha en mis dedos, el pobre de Bob era el único que no entraba en acción y le regalamos un consolador para que se cogiera el mismo y nunca había visto en persona a un hombre meterse un pene plástico en el culo y que sintiera placer como Bob, él estaba en su mundo cogiéndose el consolador y nosotras dos cogiéndonos mutuamente con otro más grande que tenía doble cabeza y podíamos las dos estar tocándonos las conchas al mismo tiempo que nos besábamos y mamábamos las tetas haciéndonos el amor como dos lesbianas, esa noche me preguntó que si me gustaría hacer una película pornográfica y que si me interesaría ayudarla a una fiesta para un chico de despedida de soltero, esto era algo que si me llamaba la atención porque antes yo ya había hecho que cuando estaba cogiendo me filmaran y tomaran fotos, siempre me ha encantado y esto me venía a poner en jaque mate porque si me gustaría hacer una película porno profesional y esto me encanto mucho y quedamos que sí, cuando la oportunidad estuviera me llamara y lo hacíamos pero esto es para la próxima historia.

La semana siguiente Stacey me llamo y me dijo que si todavía estaba interesada en ayudarle en hacer una fiesta de soltero, claro que si le contesté y me dijo que me preparara y que estuviera lista por la noche que ella pasaría por mí y que no me preocupara por nada ; La noche por fin llego y yo con ansias de anticipación todo mi cuerpo me temblaba, llegamos al hotel y a la habitación del muchacho en cuestión y cuando entramos debe haber habido por lo menos unos veinte y cinco hombres desde los dieciocho a los treinta años de edad y Stacey nos hizo la introducción al poner la música y comenzamos a bailar y a jugar con todos los hombres que se ponían muy mal cuando nos quitamos la ropa y enseñamos nuestra tetas y empezamos a mamárnoslas como si fueran ice cream y cuando nos quitamos los calzones y nuestra conchas quedaron al desnudo hicimos lo mismo que cuando en el club y nos tocamos y nos mamamos y nos metimos los dedos, era tanto la locura que en el ámbito de la perdición y de locura tomamos una botella de cerveza y Stacey me la empezó a introducir en mi coño a lo que me dolió mucho por ser muy gruesa pero después de un momento el dolor se convirtió en placer y la botella entraba y salía de mi concha tan fácil y delicioso que se me olvido que estábamos en el centro de muchos hombres excitados y borrachos que se estaban unos ya masturbando con sus penes de fuera, me sentí en un momento como la chica de Kama Sutra cuando es violada por todo un regimiento de soldados, que rico, Stacey continuaba con la botella en mí y hoy tenía sus dedos en mi culo dándome placer por ambos lados y yo mamándole su clítoris lo más duro que podía tanto era mi placer que termine con espasmos de orgasmo y unos gritos que hicieron loco a los hombres, en lo mejor de mi orgasmo y mamándole el clítoris estaba cuando sentí un pene en mi boca que quería entrar en la concha de Stacey, lo tome con mi mano y lo mame un poco para después ponerlo a Stacey en su concha y que el hombre se la metiera, poco a poco se fueron uniendo todos los hombres a la orgía de dos mujeres, esa noche cogí hombres por el culo por la boca por la concha se turnaban de tres o cuatro al mismo tiempo y hubieron ratos que me cogían dos por la concha al mismo tiempo y ya que estaban bien borrachos y bien locos del monte que habían fumado dispusieron cogernos por el culo a las dos y hubieron momentos que me metieron dos penes por el culo y uno en la boca lo bueno era que se sentía muy rico y no me dolía por toda la atención que ya había tenido por la botella de Stacey, creo que nunca había cogido con tantos al mismo tiempo en mi vida y quedé satisfecha después de todo, a mis diecisiete años ya había vivido más que cualquier mujer y cogido por casi todo el mundo.

Esto me recuerda un día que estaba muy chica de cómo unos trece años cuando mi hermano me llevo a una fiesta y me cogieron muchos chicos pero esto lo contare cuando haya terminado las historias más relevantes de mi vida que are una recopilación de memorias olvidadas.

Cuando salimos de la fiesta ya habíamos cogido lo suficiente por un año pero Stacey me convenció de pasar por el club a ver que estaba pasando y cuando llegamos estaban unas amigas de ella y nos tomamos unos tragos pero creo que uno de ellos tenía algo porque me sentí muy relajada y que todo se me daba vuelta cuando vine a realizar donde estaba era como si hubiera perdido parte del día y la noche por que no podía recordar que había pasado pero me encontraba en un lugar obscuro y estaba atada a una máquina que no sé qué era y muchos hombres con las caras tapadas en cuero y en mi concha había una especie de consolador que se podía inflar y cuando lo hacían me estrechaba mi coño a lo máximo al punto que sentía que me rompía y entre más me movía para zafare más me castigaban, después entro alguien y saco el coso de mi concha se puso frente a mí y sin mediar una palabra se sacó su pene y me lo metió sin compasión alguna hasta dentro, muy a dentro era muy largo su pene sentía como tocaba mis paredes vaginales casi lo sentía en mi estómago y empezó a metérmela rápido y más rápido con una rapidez muy increíble que el dolor se convirtió en placer no antes de que alguien que se acercó seguidamente me metiera el aparato por el culo y lo empezara a inflar, sentía que me desmayaba pero el pene en mi concha me hacía recordar lo delicioso que era ser cogida por un buen pene y lo que me gustaba la abertura hacia que compensara el no conocer quién o qué me cogía después de un muy largo rato de estar atada y que me cogieran todos los que pasaban frente al stand de la desgracia me soltaron las piernas y creí que era todo solo para darme cuenta lo que querían era darme vuelta y que mi culito quedara en posición de ataque esta sería la noche que me cogerían por el culo más veces que nunca, la llamo la noche que perdí la virginidad del culo, creo que perdí la cuenta en treinta que fueron los que alcance a contar que me cogieron por el culo, de todos tamaños y de toda clase no sé si eran plásticas o verdaderas ya que tenía mis ojos vendados pero al principio me sentí un poco fuera de lugar pero al darme cuenta que todo era nada más que sexo me sentí mejor y comencé a disfrutar la atención que recibía por todas partes de mi cuerpo especialmente en mi culo que me quedo tan abierto que si alguien hubiera querido meterme la mano lo hubiera logrado de tan abierta que estaba, lo bueno del cuerpo humano es que con el tiempo todo vuelve a su lugar excepto por las arrugas de vejes y la flacidez del cuerpo pero lo que es la concha y el culo siempre vuelven a su posición normal, y esta noche después de haber disfrutado de toda clase de sexo Stacey apareció del cuarto al lado con toda la concha recogida y me preguntó que si me había gustado y le pregunté qué en donde estábamos ella me dijo que en lugar de sadismo y masoquismo, y yo le contesté que como experiencia no estaba mal, pero que como habíamos llegado ya que no me recordaba, ella haciendo memoria conmigo me recordó y en realidad yo llegue caminando por mi cuenta, es que solo creo que me drogaron en el club y en el camino hizo efecto lo que me pusieron en el trago.

Por eso la moraleja de esta es que nunca acepten un trago de nadie desconocido o podrían terminar con el culo desflorando y quien sabe que como Bob maricones. Espero le haya gustado esta historia ya que la otra es sobre una película porno que termine haciendo con Stacey y mis dos hermanastras, cuando mi madrastra viene de visita y le damos un tour de sexología sin la ayuda de papá.

Si se dan cuenta que mi spelling o mi ortografía es mejor, agradezco a mis amigos que me ayudaron en esta parte.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Encuentra todas mis historias en el perfil de madeinboyaca y si te gustan, valóralas, coméntalas y ¡disfrútalas!
100% (7/0)
 
Posted by madeinboyaca
1 year ago    Views: 727
Comments
Reply for:
Reply text
Please login or register to post comments.
No comments