Gozando con un desconocido

Acordé con mi novia volver a realizar nuestra fantasía. La primera vez que me convirtió en su hembra estaba dominada por los nervios y la emoción. Recordar la manera en que me fue seduciendo y convertirme en su putita aún lo tengo fresco en mi mente. Pero en esta ocasión me dominaba más el deseo y la pasión que los nervios que había sentido aquella primera vez.
Antes de llegar al hotel acudimos a una tienda de ropa para dama, le había comentado a mi novia que me gustaría estrenar nueva lencería para ella. La dependiente que nos atendió jamás cruzó por su mente que lo que nos estaba mostrando era justamente para mi. Mi novia conoce mis medidas y con seguridad le pedía la talla y el modelo que me quedan a la perfección. Elegimos el color blanco para esta ocasión. Adquirimos medias de red con banda de silicón ajustable, un liguero transparente con pequeños adornos en forma de flores y una tanga transparente con un pequeño moño en el frente. Cuando acudimos a la caja a pagar mi novia y yo cruzamos una mirada de complicidad y nos sonreímos. Después pasamos a una zapatería donde también compramos algo para mi. Elegimos un par de zapatillas blancas con tacón alto. De solo pensar que tener todo eso puesto y caminar con sensualidad me provocó un sobresalto que no pasó desapercibido para mi novia. En voz baja me dijo: "tranquila... ya pronto estaremos a solas y podrás gozar de todo esto ya puesto". Le sonreí y salimos de ese lugar.

Después de caminar algunas calles tomados de la mano mi novia y yo seguíamos observando los aparadores, sobre todo aquellos de ropa para dama, mi novia decía: "mira ese..! ese quedaría perfecto..", claro que no mencionaba que era para mi, solo ella y yo sabíamos que era una forma de decir que ese vestido también me lo quería ver puesto. En señal de aprobación asentía y elegimos un vestido con escote por la espalda color negro. Ya con estas prendas y las zapatillas adquiridas nos dirigimos al hotel que teníamos reservado.

Al entrar a la habitación mi novia me abrazó y me dio un profundo beso, y después me dijo: "anda amor... ya quiero hacerte mi hembra, empieza a desvestirte que ya quiero que estrenes tu nueva ropita". Le contesté, sí mi amor... y acudí al baño de la habitacion. Me desvestí de mi ropa masculina y aproveché estar desnudo para darme una pequeña ducha... quería estar totalmente limpia para el momento de la acción. Al salir, mi novia ya me esperaba con una sonrisa y su estuche de pinturas. Observé que había colocado toda la ropa que habíamos comprado a lo largo de la cama. Me tomó de la mano y me sentó justo enfrente del tocador, me acarició los hombros desnudos y me rozó con sus palmas mis pequeños pezones lo cuál me provocó un suspiro de deseo. Me dijo: "deja todo en mis manos... hoy serás totalmente una hembra y así quiero que te sientas". A partir de ese momento gocé cada instante de la transformación. Empezó por colocarme unas enormes pestañas postizas que me gustaron mucho. Después el maquillaje que con destreza me estaba colocando en el rostro. Me pintó los labios, me colocó la peluca rubia que ya la habíamos usado la vez anterior y al verme en el espejo sentí la satisfacción de sentirme una hembra. Me levantó de ahi y me llevó a la cama donde estaban extendidas todas las prendas... lo primero que me puse fueron las medias, el sentir el roce de ellas en las piernas me provocó una agradable sensación, después me puse la tanga y las zapatillas, posteriormente mi novia me colocó el liguero, y ya por último fue el vestido que dejaba ver al descubierto la mayor parte de mi espalda.
Al terminar mi novia me dijo: "camina por toda la habitación sintiendote sensual y cachonda". Caminar con las zapatillas, lucir el vestido negro y con la ropa interior que me rozaba la mayor parte de mi piel fue la sensación má agradable que había sentido hasta entonces, sobre todo el sentirme con entera libertad y justo con mi amada novia. Ella percibió que el momento de seducirme había llegado... me tomó de la mano, me sentó en la orilla de la cama y con voz sensual me dijo: "¿Quieres sentirte putita y que goces de una rica cogida?". Sólo asentí y me dejé llevar por ella... me recostó en la cama y acercando su rostro al mío me dio un largo y ardiente beso, ella metía la lengua para buscar la mía, mientras que sus manos acariciaban mis piernas y subían para tocarme las chichis... ahhhhh... qué rico..! a partir de ese momento me sentí una hembra en toda la extensión de la palabra, quería sentir sus caricias y que me llevara a ese mundo de pasión y entrega desmedida. Lo que más me pone cachonda y mi novia lo sabe es cuando empieza a utilizar las mismas palabras que usamos cuando estamos chateando y nos sentimos cachondas. "Anda putita... anda... sé que te gusta ser puta... y que es lo que más has deseado... te vuelves más puta y te pones más caliente cuando te digo puta..". mmmmmmm... exclamé... ¿de verdad te gusta que sea puta? ¿disfrutas mucho cuando te digo que me siento muy puta? ¿te gusta que me vista de puta para ti? Sí chiquita, si..! me gusta que seas una puta... me gusta verte vestidita de puta y ya verás cómo la gozaremos... ahhhhhh.. Le dije, entonces dejame levantar para modelarte mi ropita y quiero provocarte más deseo y con ganas de que me cojas por el culo. Enseguida me levanté y caminé por toda la habitación, mis movimientos eran acompasados y me sentía más puta a cada momento... me inclinaba y le ofrecía mis pequeñas chichis... le daba la espalda y me inclinaba tomando mis nalgas haciendo movimientos giratorios y mostrando parte de las medias sujetadas por el liguero. Ella exclamó: "mamita...qué rica putita te ves"... levanté una de mis piernas en señal de aprobación y le dije: anda, amor... hazme tuya... hazme gozar como puta y vuelveme loca de pasión. Sin pensarlo más, mi novia me llevó a la orilla de la cama y me inclinó ahí, me quitó el vestido y solo me dejó con la lencería puesta... le dije que así quiero que me coja, el sentir la lencería me hace sentir más hembra y bien puta. Me acarició la espalda y me dio una pequeña nalgada al mismo tiempo me decía... "qué ricas nalgas de puta tienes..!". Yo las moví en señal de gusto y placer esperando que bajara un poco la tanga y empezara a jugar con mi culito. Mi novia se había despojado también de su ropa que traía y dejó al descubierto un juego de lencería color negro que le hacía resaltar sus grandes chichis. Se acercó a mi y sentí sus pezones en mi espalda lo que provocó que arqueara todo mi cuerpo y me hizo estremecer. Después se colocó el arnés con una verga de buen tamaño que tuvo que lubricarlo para poder utilizarlo en mi ya necesitado y deseoso culito. "Anda putita, anda... disfruta ser mi puta culona, mira lo que tengo para ti". Me mostró el arnés con la verga lubricada y la estaba masturbando como si fuera de verdad y me decía: "Mira puta.. lo que tengo para ti... no te la vas a acabar... te la voy a meter hasta el fondo hasta que chilles de placer y grites como una puta"... Al ver la verga bien lubricada mi culo se frunció como diciendo eso no te va a caber... tendrás que lubricarte también el culo para que lo puedas recibir... Mi novia adivinó lo que pensaba y me dijo: "mira chiquita... para que sientas más rico la metida de la verga... te voy a lubricar tu culo metiendote el dedo hasta lo más profundo de ti... le ayudé abriendo más las piernas y pude sentir su dedo cómo iba entrando en mis entrañas... ahhhhh... me sacó un gemido de placer... ella movía dentro de mi culo su dedo en forma circular y mi culo le oprimía con fuerza su dedo... ahhhhh... asi.. asi... empecé a susurrar asi... momento que aprovechó mi novia para sacar el dedo y acomodarse detrás de mi. Tomó la verga y la dirigió a la entrada de mi culito... la fue introduciendo poco a poco al mismo tiempo que me decía: "Asi putita, asi... que rico culo tienes... ahhhh... de verdad tienes unas nalgas riquísimas y con la ropita que traes puesta realmente pareces una hembra y ahora gozarás como la puta que eres... asi... asi.... sientete puta... siempre has querido ser puta... te gusta ser putaaaa... asi... mmmmm... que rica metida de verga te estoy dando... ahhhhh... mmmmm... asi... asi... levanta las nalgas pidiendo más... anda.. puta... asi... pide más... ahhhhh... Yo estaba loca de placer... podía sentir sus manos en mis nalgas y al mismo tiempo gozar de la verga que me llenaba todo el culo... ahhhhhh... asi... mmmmmm.. qué rico amor... asi... hazme tu puta.. asi... asi... ahhhhhh.
Justo en ese momento tocaron a la puerta de la habitación y mi novia se acercó y preguntó: ¿qué desean?. Se oyó la voz de un hombre decir que si no se nos ofrecía nada... y ella contestó que no... bueno... si desean algo lo piden por el teléfono.. ok?
Esa interrupción le quitó la inspiración a mi novia que m*****a me dijo: ¿por qué tenían que interrumpirme cuando estaba disfrutando de tu rico culo?... shhhhhh.... Yo le sonreí y le dije: mira amor... no te m*****es...ellos están haciendo su trabajo... mejor sigue haciendo el tuyo.. Bueno, ya qué... pero ahora si me permites dejame ir al baño... me dijo mi novia un poco m*****a.
Cuando regresó la seguí notando un poco m*****a y le pregunté por qué, ella me contestó que había sido porque me tenía bien caliente y estaba gozando de la cogida que me estaba dando y más porque me ella había creído que había conseguido el que yo me sintiera lo más puta posible. Yo le dije que sí... que gozaba de esa cogida y sobre todo por estar vestida asi... me sentía una real hembra con mucho deseo y me estaba haciendo disfrutar de una rica cogida... me sentía una puta de verdad.. solo que... "solo que" me preguntó ella...bueno amor... es que solamente tú sabes que me gusta ser una puta y me tratas asi... pero al escuchar la voz de aquel hombre que llamó a la puerta se me vino a la mente si otra persona me trataría como una puta como lo haces tú. "¿qué me quieres decir? me dijo... con nervios le dije.. bueno.. es que... cuando me estabas metiendo la verga de tu arnés y me estabas volviendo loca de placer escuché la voz de ese hombre y pensé... ahhhhh... si viene a hacernos compañía con que ganas le mamaría la verga mientras mi novia me coge el culo... ahhhhh... pero cómo le dijiste que nada se nos ofrecía... pues... "ahhh.. exclamó ella... ¿te gustaría mamarle la verga a un desconocido mientras te estoy cogiendo como una puta?" no le contesté.. pero pudo percibir que era eso lo que deseaba en ese momento... ¿Y cómo le haríamos para que pueda venir y aceptar que le mames la verga?... No sé... solo se me ocurre pedirle algo por el teléfono y que sea él el que decida...
Mi novia tomó el teléfono y pidió unas bebidas... Yo le dije... deja la puerta entreabierta... y meteme la verga de nuevo... al entrar él se dará cuenta de lo que estamos haciendo y ya veremos su reacción... está bien... -me contestó.
Después de unos minutos llegó un hombre... tocó la puerta y mi novia le dijo que pasara. Era un hombre maduro, de unos 45 años de edad, bien parecido y al darse cuenta de lo que estábamos haciendo con voz amable dijo: Si se les ofrece otra cosa, me lo pueden pedir... ¿cualquier otra cosa? contestó mi novia... él dijo que si y sonrió... Entonces mi novia le dijo... como se da cuenta estoy aqui con mi novio... y le estoy cumpliendo su fantasía de querer ser puta... solo que... bueno... necesitamos de otra opinión para ver si puede ser puta con alguien más. Al escuchar esto el tipo dijo: "Bueno.. no sé... nadie me había pedido algo similar"... "pero si gustan puedo observar y darles mi opinión si se comporta como una puta o no". Mi novia y yo asentimos a su propuesta y le dijimos que se acomodara en el lugar que quisiera.
Le dije a mi novia que me sacara la verga y que me dejara caminar por la habitación a lo que accedió. Me levanté y caminé lo más sensual que pude dirigiendo mi mirada al desconocido para ver su reacción. El veía con interés mis movimientos y levantó su pulgar en señal de aprobación. Al darme cuenta que al tipo le había gustado mi exhibición me dispuse a modelar más sensual y cachondo a mi novia haciendo de cuenta que solo estaba con ella. Le dije a mi novia dejame mamarte la verga de tu arnés para lubricarlo con mi saliba y me la puedas meter por el culo nuevamente... me recosté en la cama boca abajo y ella se acercó llevando con las dos manos la verga hacia mi rostro. Lamí con placer la verga que tenía enfrente y empecé a darle unas ricas chupadas que se oían en toda la habitación... ahhhh... mmmmm... asi... asi.. asi putita asi... que rico mamas la verga... ahhhh que rica puta eres..!! Al escuchar esto el tipo repitió lo mismo... Ahhh, qué rica puta eres...!! y me miró a mi... Yo le devolví la mirada y le dije: ¿en verdad te parezco una puta?... Siii, siii... es que tienes una forma muy cachonda de mamar la verga... y ya me calenté... ya la verga se me erectó... ahhhhhh.... Al decir esto mi novia y yo intercambiamos miradas y ella se dio cuenta que lo que quería en ese momento era mamar una verga de verdad... Ella me dijo: Anda puta... sé que quieres mamar esa verga... pero antes dejame cogerte con el arnés para que te pongas lo más cachonda posible y mames con mucha pasión esa rica verga que te están ofreciendo. Yo le dije... pero el tipo no ha dicho nada de que se la mame... pero no hacía falta que dijera nada... en ese momento... mi novia me volvió a inclinar en la orilla de la cama y de un golpe me metió la verga hasta el fondo que me hizo dar un quejido de dolor... ahhhhhhhh... mi amor... me duele... ahhhhh... ahhh.. que rico duele.. asi.. asi... dale duro... asi... cogeme asi... meteme la verga asi... ahhhhhh... cerré los ojos disfrutando de ese momento... no me dí cuenta cuando el tipo se acercó y empezó a quitarse el cinturón... abrí los ojos justo cuando empezaba a bajarse el cierre y le dije... permiteme cariño... dejame hacerlo yo por ti... quiero ver que tienes escondido ahi... Le bajé el cierre del pantalón introduje mi mano entre su trusa y pude sentir por primera vez la verga erecta de un hombre... ahhhhhh... qué rica sensación... mmmmmm.... era una verga de tamaño mediano, un poco gruesa con una cabeza bien formada que se antojaba lamerla... mmmmm.... sin perder tiempo y olvidándome un poco de que mi novia me tenía con la verga bien metida en mi culo empecé a mamar con desesperación la verga que tenía enfrente... mmmmmm... ahhhhhh... asi.. asi... que placer enorme se siente al tener la verga bien metida en el culo mientras se está mamando una verga jugosa y bien formada... ahhhhh... mmmm... mo novia decía... asi puta.. asi... conviertete en la puta más caliente que siempre has querido ser... asi... el tipo empezó a gemir de placer al sentir mi boca que le mamaba con gran gusto su verga erecta... asi puta asi.... realmente eres una puta... ahhhhh.... sin saberlo el tipo me decía lo que más me gustaba escuchar y eso me ponía más puta y más goloza... ahhhhhhhh.... Mi novia observaba cómo me metía con desesperación la verga del desconocido y me dijo: "con calma putita mia.. con calma... si se la sigues mamando asi... se va a venir en tu boca"... yo quería disfrutar de ese momento asi que saqué de mi boca la verga del desconocido... y le dije que se quitara toda la ropa. Pude apreciar que tenía un cuerpo bien formado debido al ejercicio que seguramente hacía y le dije que si le gustaba la manera en que le mamaba la verga... a lo que él contestó... A mi nadie me había mamado así la verga... soy casado y a mi mujer no le gusta hacer esto... ¿Nooooo..?? exclamamos las dos juntas... de lo que se ha perdido.. tienes una verga bien formada y rica para mamar... le dije. Pues nadie me la había mamado como lo estás haciendo... si así maman las putas... pues qué rica y deliciosa puta eres... me gustaría tener una así para mis más ardientes deseos... ¿Quieres que te siga mamando?? Huyyyy siiiii... casi gritó..! y sin pensarlo más se acostó en la cama y tomó con sus manos su deliciosa verga y me la ofreció a mi. Me dijo: "Anda puta... sé que tienes ganas de mamar mi verga... anda.. chupamela hasta que me hagas venir... mama como la puta que eres... sé que gozas siendo puta... y quieres saborear la leche de mi verga... asi.. asi... mamas rico putita... ahhhhh.." Tomé su verga en mis manos y la empecé a masturbar... me gustaba sentir como deslizaba mis manos atrapando su rica y ya endurecida verga... le dije a mi novia... mi amor.. ¿me permites?... ella sabía que cuando me tiene bien caliente soy capaz de hacer cualquier cosa para sentirme bien puta... no en balde las noches ardientes que hemos pasado atrás de la pantalla de nuestras computadoras... Me dijo.. anda... si eso quieres hacer... pues hazlo... solo quiero que te sientas plenamente satisfecha siendo la puta que eres... anda.. mamale la verga como desearías que te la mamen a ti.. anda.... Gracias amor, le dije... pero no dejes de cogerme por el culo... siento tan rico tener algo adentro de mi... y que mejor que tu arnés con esa rica verga con la que me haces gozar... ahhhhhh... anda... meteme la verga y sigueme diciendo lo puta que soy... ahhhhh... mmmmmm...
Le agarré la verga al desconocido y se la apreté... observé con placer su rica cabecita y le pasé mi lengua saboreando su rico néctar que empezaba a fluir... ahhhhhh...mmmmm... qué deliciaaa..!! le lamí la punta de la verga succionando el líquido que emanaba de ahi... mmmm.. ahora le acariciaba los huevos que estaban rodeados de una espesa mata de pelos que me hacía cosquillas en mi boca pero aún asi le lamí cada uno de ellos... ahhhhh... tomé con mi mano su verga mientras pasaba mi lengua por sus abultados huevos que seguramente estaban llenos de leche... mmmmmm... el desconocido cerró los ojos y su respiración empezó a agitarse... sabía que estaba gozando de mi boca y de mi lengua... mmmmmm... saber que lo estaba logrando me hacía sentir realmente una puta... ahhhhh... mi novia observaba y decía... ahhhhh putita mia... me pones celosa de ver cómo le mamas la verga al tipo... pero al mismo tiempo me pones más perra y más caliente y quiero cogerte más duro... ahhhhhh... te voy a partir el culo de tanto que te estoy metiendo la vergaaaa... asi... asi... putaaaa... que rico mamas y que rico paras las nalgas para que recibas más adentro mi verga... asi... puta... eres una puta amor... asi... sigue mamando asi... que ricooo... goza tu mamada... mmmmm...anda.... chupale la punta... mamale hasta que grite de placer... asi... no me cansaré de decirte que eres una putaaaaaa..!!!
Fueron instantes de intenso placer... por un lado recibir la cogida de mi novia con su arnés... y por otro estarle mamando la verga al desconocido me hicieron perderme en ese placer que se siente tener dos sensaciones al mismo tiempo... ahhhhh... por mi mente pasaban tantas ideas de cómo sería mi vida si mi novia y yo vivieramos juntos... y que nos complacieramos en tantas fantasías.... Sería libre de verdad... sería la puta que siempre he querido ser... sin tener que esconderme o ocultarlo... mmmmmmm... asi.. asi... mi ser disfrutaba de ser una puta... y con más excitación le seguía mamando la verga a nuestro desconocido que ya estaba a punto de..... ahhhhhhhhh..... no pudo resistir su cuerpo se arqueó y justo en ese momento dejó salir su semen que tenía guardado en sus ricos huevos que le había mamado... ahhhhhh... asi... asi... mi putita.. mi rica putita... me decía... asi... ahhhhhhh... mmmmm que rico mamas puta..!!! Le recibí toda su leche en mi boca.. pero era tanta que esta empezó a salirse por la comisura de mis labios y me escurría por la boca... pero yo seguia mamandole verga.... quería sacarle hasta la última gota de ese rico semen que me había ganado por tan rica mamada que le había dado al desconocido... mientras mi novia observaba y me veía con que placer lamía la verga del desconocido succionando toda su leche... mmmmmm... sigue putita... sigue.... traga toda la leche que sacaste... mmmmm.. lo haces maravillosamente como la puta que eres... asi... asi... que si tuviera verga de verdad.... ya también te la estuviera dando por la boca para que me saques toda la leche...mmmmm... anda puta.. sigue lamiendo... asi... lame sus huevos... sacale más leche... ahhhhhhh.... mmmmm asi.... asi... qué puta te ves ..!!
Me sentía en las nubes al cumplir esta fantasía que resultó inesperada con la llegada del desconocido aquel. Mamar esa rica verga y conseguir que el tipo lo haya disfrutado en gran medida me produjo una satisfacción y un enome placer mi novia también lo disfrutó bastante y acordamos volver a repetirlo en otra ocasión... ¿Será con el mismo desconocido?... ya veremos.. por mientras les dejo este relato que me puso a mil...


100% (6/0)
 
Posted by Mistyca
1 year ago    Views: 820
Comments (1)
Reply for:
Reply text
Please login or register to post comments.
1 year ago
mmm, precioso